, , , ,

COPYWRITING WEB

Las claves del copywriter o redactor

Empatía. Quizás esa sea la mejor palabra que puede definir los medios que utiliza el copywriting para atraer a lectores, clientes o usuarios de una página web. Ponerse en la piel del otro, dirigirse a él con las palabras adecuadas, enviarle el mensaje tal y como le gustaría leerlo. Un mensaje claro y atractivo.

Bueno, pues para conseguir esto existen unas técnicas propias del copywriting a las que se suman, indefectiblemente, las extraídas de la experiencia del copy o redactor, de su buen gusto o de su capacidad…

Los copys o redactores web suelen proceder del mundo de la publicidad y del marketing (¿has visto Mad Men?), pero no solo. En realidad los copy llegan a esto desde las más diversas formaciones. En mi caso, mi experiencia en este campo procede de los muchos años trabajando en las industrias culturales, especialmente en la redacción de contenidos para museos y exposiciones, donde nos teníamos que pelear a diario con la mala costumbre de algunos visitantes de no leer los contenidos que se les ofrecía. Partía de una premisa: no se puede obligar a nadie a leer lo que no quiere leer, y, con esa idea muy clara, se iniciaba un apasionante proceso creativo para que en cada módulo expositivo el visitante más perezoso extrajese al menos una idea general que le permitiera comprender lo que estaba viendo. Después decidí intentar ser escritor, y de momento van dos novelas publicadas (Por el honor de los vacceos –2011- y El infante de la sonrisa triste -2017-). Ese es mi aval como copy.

Pero, vamos al grano. En la actualidad una web debe estar exquisitamente escrita, no ya para atraer usuarios, sino para, al menos, no perderlos, ya que un alto porcentaje de lectores abandonarán nuestra web si aprecian en ella errores o imprecisiones gramaticales u ortográficas. Y ahí, precisamente, es donde debe entrar en acción el redactor o copy, para redactar los textos de una web y hacerlos más atractivos o, incluso, desarrollar la idea general que debe dirigir todo el proyecto

Otra idea esencial: el copywriting se puede (o se debe) aplicar a cualquier tipo de web. Da igual el tipo de servicio o producto que ofertemos, da igual si es una web corporativa o institucional, un copywriter web va a ayudar a captar a esos escurridizos clientes, usuarios, lectores, colaboradores… para que hagan lo que pretendemos que hagan: comprar nuestros productos, contratar nuestros servicios, donar dinero a una ONG, suscribirse a un newsletter, adherirse a una red social…, lo que queramos.

Si a esa labor del copy web se le suma la variante SEO, los resultados serán aún mejores, ya que los textos se redactarán teniendo en cuenta los patrones que usan los diferentes buscadores (especialmente Google, a qué engañarnos) para posicionar las miles y miles de web que existen en Internet sobre un tema concreto.

Y, finalmente, si el copy tiene conocimientos de diseño y es capaz de trabajar en la concepción de los banners, selección de fotografías, elección de tipografía, criterios cromáticos… , pues,  redondeamos la faena.

¿Y por qué el copy es tan importante? Porque es capaz a través de las palabras de hacer clic en el cerebro del lector, de lograr asociar una idea con sus deseos o inquietudes. Casi nada. Para lograrlo hay que conocer a la perfección el canal por el que te vas a comunicar con el lector y usar las herramientas más adecuadas en cada caso. Uno de los problemas es que los mensajes y lemas están tan manidos que suelen sonar vacíos. Ese es el reto a superar: que la idea cuaje, que construyamos una historia redonda que interese a quienes nos leen. Principio, nudo y desenlace, ya sabéis.

¿Dónde se aplica el copywriting web? En cualquier y en todo espacio de tu página, desde el mensaje del banner a los propios textos, desde la página principal a la de contacto, desde los titulares al área de descargas, en la tienda online, etc. Y no sólo ahí: email, redes sociales, newsletter…, es decir, en cualquier medio a través del cual quieras comunicarte con tus usuarios, lectores o clientes para lograr todo eso que quieres que hagan.

Para ello, existen muchas técnicas, pero, a mi entender son cinco las que siempre debes tener a la vista:

  1. directo, háblale de tú a tú al lector, así lograrás que el mensaje sea más cercano.
  2. Simplicidad y brevedad en la redacción. Aunque seas un auténtico Miguel Delibes, este no es el ámbito en el que debes dar rienda suelta a tus capacidades poéticas.
  3. Evoca sensaciones positivas o negativas (seguridad, confianza, temor, simpatía…) para lograr tu objetivo.
  4. No engañes. Sé honesto ante lo que estás ofreciendo. No se trata de vender aquellas enciclopedias que luego nadie leía, sino de ofrecer algo a alguien y que éste no se sienta engañado después. Fidelizar lectores, que vuelvan recurrentemente a nuestra web.
  5. Conoce a quien está al otro lado, leyéndote, sólo así podrás armar la narración de tu mensaje correctamente.

Bueno, como introducción al copy web creo que ya está bien por ahora

Si necesitas que analicemos tu web o te hagamos toda la labor copywriting, no dudes en contactar con nosotros.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *